Poesía

Edurne Adrián


Soneto

Difícil la tarea que nos toca,
nada menos que inventar un soneto
si ya me atasco en el primer cuarteto
Temo que la inspiración será poca.

Sin embargo, no me volveré loca
puesto que si ningún error cometo
aquí os aseguró y, me comprometo
tendréis un soneto a pedir de boca.

Finalmente al terceto voy llegando,
y parece que lo estoy consiguiendo,
pues fin con este verso le voy dando.

Al acabar tengo que ir admitiendo
que escribir sonetos me va gustando

y ya estoy catorce versos midiendo.







MI SONETO

Me han mandado escribir un soneto,
pero no lo voy a hacer muy extenso
y solo con las cosas que yo pienso,
pues ya he acabado el cuarteto.

Se está pareciendo al ejemplo,
pero así yo no quería hacerlo
y para clase tenía que tenerlo,
así que está más bonito que un templo.

Un soneto del todo fácil no es
y tampoco sé qué más añadir,
pero un terceto acabado, lo ves.

Otro terceto tengo que escribir,
esto me cuesta mucho, ¡Qué estrés!;
ahora Ana lo tiene que corregir.

Marcos Martín 3º ESO








Amor truncado

A ti te elegí, pues me hacías feliz.
¿Qué pudo ser? ,¿tu alegría tal vez?
¿O quizás la frescura de tu tez?
Sin duda esa pequeña cicatriz.

Yo soy solo un pequeño aprendiz.
Que a  pesar de su inmadurez.
No quiere cometer una estupidez.
Que te convierta en una pecatriz.

Aunque con el tiempo la veo casada.
Y el destino no nos ha unido.
Tú por siempre serás mi amada.

Mi gran deseo no se ha cumplido.
Sin lograr la felicidad esperada.
Y con tristeza, de ti me despido.



Laura Pérez 3º ESO









POEMA

Hay varios tipos de amor,
el amor efímero y el eterno
el de madre
y el amor por lo bello.

El amor de hermano, de abuelo
de tío, de padre
y el que yo siento.

Amor que aviva el fuego
que derrite el hielo
que cura heridas
que calma el genio.

Amor que paraliza el miedo
que mueve el mundo
amor eterno
amor profundo.






La Romería

Voy por los prados verdes de mi valle,
Admirando plantas con capullos frescos.
Hay armonía con aires faunescos.
Gente yendo alegre por la calle.

Color, olor en cada bocacalle.
Mujeres haciendo platos montescos.
Hombres preparando juegos burlescos.
Niños observando el pasacalle.

Una tarde tan dulce como la miel,
El sol se esconde entre las colinas,
Envolviendo el cielo en tono rojizo.

La luna lo tiñe con su pincel.
En las casas se cierran las cortinas.
El fin de la fiesta yo visualizo.


Eneko G.S.